p
Instagram Facebook Twitter Behance Pinterest
 

FENAMAD

PUEBLOS INDÍGENAS RESIDENTES EN PUERTO MALDONADO MAYORES DE 18 AÑOS, FUERON VACUNADOS CONTRA LA COVID-19

👉 Con gran éxito se realizó la primera jornada de vacunación contra la covid-19 en la que se inmunizaron alrededor de 174 residentes indígenas en Puerto Maldonado, entre ellos los presidentes de organizaciones como Fenamad, Coharyima, Coinbamad y el ECA Amarakaeri.

Desde las 8 de la mañana, los hermanos formaron una larga fila en los exteriores de la institución educativa Santa Cruz. Varones y mujeres, mayores de 18, fueron ingresando al área de admisión siendo atendidos por el personal de la dirección regional de Salud y personal administrativo de FENAMAD.

Esta labor se realizó incluso pasando de la 1 de la tarde y fueron varias las palabras de aprobación de los hermanos luego de ser vacunados.

El presidente de FENAMAD, Julio Cusurichi, mostró satisfacción por el inicio de la vacunación de los pueblos indígenas, resaltando el trabajo a nivel de gestión, incidencia y propuestas que FENAMAD,  desde su presidencia del Comando COVID Indígena de Madre de Dios, y sus organizaciones han venido realizando con este fin ante las instituciones sanitarias a nivel nacional y regional desde principios de año.

Ante el próximo inicio de la vacunación en las comunidades nativas de Madre de Dios, Julio Cusurichi expresó que una de las principales dificultades para que se consiga el éxito de dicha campaña es la desinformación que se ha venido propagando entre la población, a falta de la implementación por parte de las autoridades de una adecuada estrategia de comunicación e información.

Frente a esto, Julio Cusurichi, afirmó que “FENAMAD es una institución propositiva y activa para aportar soluciones ante los retos que se presentan. Nuestra prioridad ahora es el acceso informado de nuestras comunidades a la vacuna frente a la COVID-19, y en esa línea, estamos coordinando con el sector salud para aportar al proceso como organización representativa”.

Otro de los líderes indígenas harakbut presentes en esta jornada fue Alejandro Irey Corisepa, presidente de Coharyima, quien afirmó, si bien la vacuna no es obligatoria, sostuvo que si queremos controlar la enfermedad la única forma segura es hacernos vacunar.

En tanto, Alfredo Vargas Pío, presidente del Consejo Indígena de la zona baja de Madre de Dios-Coinbamad, sentenció que la vacuna es un derecho y como organizaciones se ha estado trabajando para que pueda llegar lo antes posible a las comunidades.

Finalmente, en representación del Ejecutor del Contrato de Administración de la Reserva Comunal Amarakaeri, el líder indígena, Luis Tayori Kendero indicó que mucha gente se quiere hacer vacunar, incluso hay países que están pidiendo vacunas, por eso es una oportunidad que no debemos dejar de aprovechar pues, el gobierno ha enviado 11 mil vacunas para toda la población indígena de Madre de Dios.

Cabe recalcar  que en los siguientes días, el equipo de inmunizaciones de la Dirección Regional de Salud junto a los técnicos de las postas de salud iniciarán la vacunación de la población indígena en las comunidades nativas del ámbito de Madre de Dios.

Sin comentarios

Publicar un comentario